La Madre Teresa de Calcuta no era de origen indio pero adquirió la nacionalidad india después de estar durante un tiempo en el país. Es por ello que Albania y Macedonia se disputan desde hace muchos años que la Madre Teresa de Calcula descanse en sus respectivos países, cuando lo normal es que se quede en la India, porque fue donde pasó la mayoría de sus años y además era su país después de cambiarse de nacionalidad. Es absurdo que ahora estos dos países quieren “robar” a la India los restos de Teresa de Calcuta.

teresa-calcuta.jpg

En primer lugar es una falta de respeto querer llevarse a toda costa los restos de una persona que lleva descansando tanto tiempo y que vivió durante toda su vida en la India, se nacionalizó y no guardaba relación alguna con su país de origen, porque se marchó muy joven hacia la India, donde realizó un gran trabajo y ayudó a muchas personas. En la India nunca olvidarán la figura de la albanesa Agnes Gonxha Bojaxhiu, que luego se cambiaría de nombre para llamarse Madre Teresa de Calcula, como todos la conocemos.

Es curioso que ahora cuando se acerca el centenario de su nacimiento, estos dos países se sigan disputando el poder llevarse a la Madre Teresa, pero es una falta de respeto, porque fue una persona famosa, ya que de lo contrario nadie se habría enterado ni a estos dos países les importaría que se quedase en la India, donde ha estado más de 12 años y donde seguirá para siempre, porque es donde le corresponde estar, con los suyos y con las personas que la siguen queriendo.

Foto|Knowledgerrush